Lumineers

Las carillas son láminas muy delgadas de diferentes materiales, porcelana o composite, que están hechas a medida para cada diente. Reflejan la luz y tienen un brillo como el esmalte. A diferencia de las coronas dentales, se colocan sólo sobre la parte frontal de los dientes.

Las carillas Lumineers son ultrafinas de unos 0,3mm de grosor. Se distinguen de las carillas convencionales en que no es necesario tallar el diente, por lo que no se requiere anestesia.

Son láminas de cerámica tan finas como unas lentillas. Su extraordinaria resistencia y finura las convierte en una solución estética ideal para lograr la mejor apariencia exterior de los dientes, tanto para mejorar el color, como la forma y el tamaño.

Blanco permanente , sonrisas perfectas en solo 2 visitas

En muchas ocasiones ocurre que el color original de los dientes se va oscureciendo poco a poco perdiendo su tono natural y saludable y ofreciendo a veces un aspecto de boca sucia. Esta pérdida de color se debe a diferentes causas, entre ellas:

  • Alimentos/bebidas: Café, té, colas, vinos, ciertas frutas y vegetales.
  • Uso de tabaco: Fumar o masticar tabaco.
  • Mala higiene dental: Cepillarse los dientes incorrectamente, mal uso del hilo dental para quitar la placa y las sustancias que producen manchas.
  • Enfermedades: Algunas enfermedades afectan el esmalte dental  y la formación de dentina lo que puede llevar a la decoloración de los dientes. Tratamientos para ciertas enfermedades también pueden afectar al color de los dientes. 
  • Medicamentos: Antibióticos como la tetraciclina y doxyciclina causan decoloración de los dientes cuando se dan a niños cuyos dientes todavía están desarrollándose (antes de la edad de 8 años). Los enjuagues bucales que contienen clorhexidina y cloruro de cetilpiridinio también puede manchar tus dientes. Los antihistamínicos , los medicamentos antipsicóticos, y los medicamentos para la hipertensión también pueden causar decoloración en los dientes.
  • Materiales dentales: Algunos de los materiales que se usan en el dentista, como las reparaciones con amalgamas, especialmente los materiales que contienen sulfuro de plata, pueden dar un color gris-negro a tus dientes.
  • Envejecimiento: A medida que envejeces, la capa exterior del esmalte de tus dientes se desgasta mostrando el color amarillo natural de la dentina. También con el envejecimiento, el diente produce más dentina, lo que a su vez disminuye el tamaño de la pulpa. Esto reduce la translucidez del diente, lo que lo hace parecer más oscuro.
  • Por genética: Algunas personas tienen un esmalte más brillante o grueso que otras.
  • Medio ambiente: Una cantidad excesiva de flúor, bien sea por fuentes medio ambientales o por el uso excesivo del mismo en algunos productos, puede causar la decoloración de los dientes.
  • Trauma: Una caída puede perturbar la formación de esmalte en los niños pequeños cuyos dientes siguen desarrollándose. Un trauma también puede causar decoloración en los dientes adultos.